Disfruta del auténtico desayuno americano con sabrosos huevos revueltos, pan tostado Pullman, frutas frescas y una cucharada de mermelada y queso crema para completar una experiencia suprema, además puedes escoger café o chocolate para acompañar tu desayuno americano. La mejor manera de comenzar un día retador.